Desechando celulares y productos electrónicos de forma responsable

Muchas veces, la gran cantidad de ofertas existentes en el mercado de la tecnología nos ha impulsado a cambiar nuestros aparatos, aún cuando los “viejos” no se encuentren dañados. Es el caso más frecuente el de los teléfonos celulares, de los que cada año surgen nuevas funciones que van dejando obsoletos a los modelos anteriores.

Así, sin mayor remordimiento de conciencia vamos desechando los equipos anticuados para adaptarnos a las exigencias del mercado. Y hasta aquí, todo bien. Pero, el problema es precisamente qué hacer con los aparatos que ya no estamos usando. La solución más fácil e inmediata es simplemente desecharlos a través de la basura y que sean los recolectores de desechos los que se encarguen del problema. Sin embargo, vale la pena detenerse a pensar unos minutos antes de tomar dicha acción.

desechar smartphone

En general, los sofisticados aparatos electrónicos como celulares y televisores, cuentan entre sus componentes con metales pesados como el cadmio, que al no tener una adecuada recolección puede generar incalculables daños ambientales. Es decir, que no te causará daño mientras esté en uso o almacenado correctamente. Pero, al pasar a convertirse en basura, junto con las otras toneladas de desechos sin clasificar que suelen generarse en las ciudades y centros urbanos, lo más seguro es que el delicado dispositivo se rompa y libere los metales pesados que contiene.

Lo más recomendable antes de simplemente desechar tus equipos a través de la basura común es que primero busques entre tus amistades o familia alguien que quizás pueda necesitarlo. Por supuesto, esto es si el aparato aún tiene vida útil. En el caso que tu aparato esté realmente dañado y no tenga posibilidades de reparación, intenta contactar con el fabricante. Muchos de ellos tienen la opción de reciclar algunas partes con provecho.
Si no es el caso, también puedes realizar una breve búsqueda de negocios que se dedican a comprar equipos electrónicos en desuso para aprovechar sus partes de maneras diferentes.

Son muchas las opciones que tienes antes de tirar a la basura los equipos que no uses, sobre todo para evitar na generación de muchos problemas ambientales. Utiliza la que más te convenga y estarás ayudando al medio ambiente y a ti mismo.

¡SÉ UNUSUARIO!

Suscribete gratis a UnUsuario.com para recibir todas nuestras actualizaciones, noticias, guías, recursos y mucho más en tu casilla de correo electrónico.

Gracias por suscribirte! :).

Oops, ha ocurrido un error, inténtalo nuevamente.